Todo Sobre seguir a Jesús Atardecer sobre aguas tranquilas - Todo Sobre seguir a Jesús Banner

Crucificado Con Cristo La Obra Redentora de Dios

QUESTION: Crucificado Con Cristo – La Obra Redentora de Dios

ANSWER:

Es importante ahora revisar el proceso que nos lleva al momento de nuestra conversión. Esto no será una lista exhaustiva, y no pretende ser un principio doctrinal. Simplemente mostrará el proceso de nuestra venida a Cristo para nuestra salvación.
  • Apartado de Dios, soy un pecador, muerto en mis ofensas y pecados, totalmente incapaz de buscar y encontrar a Dios por mí mismo.
  • Dios me ama como Su creación especial y desea confraternizar conmigo y restaurar Su imagen en mí, la que el pecado ha distorsionado completamente.
  • Por gracia, Dios envió a Su Hijo para convertirse en mi sacrificio perfecto; El que no conoció pecado tomó mi lugar para morir por mi pecado. Por Su sacrificio, la pena de muerte por el pecado queda pagada provisionalmente para toda la humanidad.
  • Dios envía a Su Espíritu a reprenderme por mi pecado y a atraerme a Jesús, quien pagó la pena de muerte por el pecado.
  • Yo acepto por fe el ofrecimiento gratis de salvación de Dios. Creo en mi corazón que Jesús es el Hijo resucitado de Dios. Confieso y me arrepiento de mi pecado. Confieso con mi boca que Jesús es mi Salvador, lo recibo en mi vida y lo hago Señor.
Crucificado Con Cristo – Creciendo Por Gracia
Generalmente aquí es donde concluimos la historia de nuestra redención. Pero aquí no es donde Dios termina Su maravillosa obra de gracia en nuestras vidas. Si continuáramos viendo este acontecimiento a través de los ojos de Dios, comprenderíamos cómo es que somos liberados del pecado.
  • Dios ve a Su Hijo Jesús y al nuevo creyente como si se convirtieran en una sola persona. El pecado del creyente, colocado sobre Jesús, ha sido pagado por entero. La justicia de Cristo cubre al creyente, de manera que Dios lo ve sin pecado.

  • "Al que no conoció pecado, por nosotros lo hizo pecado, para que nosotros fuésemos hechos justicia de Dios en Él" (Segunda de Corintios 5:21).

  • Como un sello de nuestra redención, Dios envía al Espíritu Santo a vivir dentro de nosotros. Verdaderamente nos convertimos en el templo de Dios, porque el Espíritu de Dios mora en nosotros.

    "¿No sabéis que sois templo de Dios y que el Espíritu de Dios mora en vosotros?" (Primera de Corintios 3:16).

  • La antigua naturaleza pecadora (la naturaleza de Adán, por quien todos morimos) que nos ha gobernado toda nuestra vida, no es quitada, pero una nueva naturaleza (la naturaleza de Jesús, por quien todos tenemos la vida) es colocada en nuestro interior. Realmente tenemos la naturaleza de Cristo dentro de nosotros.

    "Porque así como en Adán todos mueren, también en Cristo todos serán vivificados" (Primera de Corintios 15:22).

  • Dios confirma Su Nuevo Pacto con nosotros escribiendo Su Ley en nuestros corazones. No necesitamos que alguien nos diga lo que es correcto e incorrecto, porque la Ley de Dios mora en nuestros corazones.

    "Pero este es el pacto que haré con la casa de Israel después de aquellos días, dice Jehová. Daré mi ley en su mente y la escribiré en su corazón. Y yo seré a ellos por Dios, y ellos me serán por pueblo" (Hebreos 8:10).
¿Entiende usted cómo puede proclamarse: "De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; ¡he aquí todas son hechas nuevas!?" (Segunda de Corintios 5:17). A los ojos de Dios nosotros no somos las mismas viejas criaturas que fuimos una vez. Somos una nueva creación, un sacerdocio santo, y el lugar de morada de Dios. Se nos ha dado todo lo que necesitamos para liberarnos de nuestra vieja naturaleza. Hemos sido justificados del pecado y santificados (apartados) para justicia. Dios ciertamente ha hecho Su parte. Ahora es tiempo que nosotros apliquemos estas verdades a nuestras vidas. Dios nos ha preparado para ser gente santa. ¡Ahora debemos vivir como las personas que Él creó!

Presentado con autorización del folleto, Free to Serve God: 7 Principles Every Believer Should Know, de James O. Jones, Jr. (Light of Life Ministry, edición revisada del 2009). Cortesía de James O. Jones, Jr., y Light of Life Ministry. Todos los derechos reservados en el original.

Este artículo también está disponible en inglés.

Crucificado Con Cristo - ¡Aprenda Más!


¿Tú qué piensas?
Todos hemos pecado y merecemos el juicio de Dios. Dios, el Padre, envió a Su único Hijo para cumplir ese juicio por aquellos que creen en él. Jesús, el creador y eterno Hijo de Dios, quien vivió una vida sin pecado, nos ama tanto que murió por nuestros pecados, tomando el castigo que merecíamos, fue sepultado, y levantó de la muerte como lo dice la Biblia. Si de verdad crees y confías de corazón en esto, recibe a Jesús como tu Salvador, declarando: "Jesús es Señor," serás salvado del juicio y podrás pasar la eternidad con Dios en el cielo.

¿Cuál es su respuesta?

Sí, hoy he decidido seguir a Jesús

Ya soy seguidor de Jesus

Todavia tengo preguntas



Derechos de Autor © 2002-2019 AllAboutFollowingJesus.org, Todos los Derechos Reservados