Qué versículos hablan del cristianismo carnal

Qué versículos hablan del cristianismo carnal

Estás aquí: Siguiendo a Jesús >> Cristiano Carnal - ¡Aprenda Más! >> Qué versículos hablan del cristianismo carnal

¿Qué versículos hablan del cristianismo carnal?

La palabra "carnal" es traducida de las palabras griegas sarkikos y sarkinkos, las cuales significan: que consiste en carne. Estas palabras vienen de sarx, lo cual significa literalmente "carnal".1 Para encontrar versículos en la Escritura sobre "cristianismo carnal" también debe buscar la palabra carne, naturaleza pecadora, mundana, y luego investigar para determinar si proviene de la raíz griega sarx .

Cristianismo Carnal – Aprendiendo de los Casos Bíblicos de Carnalidad

  • "Y llamaron a Lot, y le dijeron: '¿Dónde están los varones que vinieron a ti esta noche? Sácalos para que los conozcamos (carnalmente)'" (Génesis 19:5). Los hombres de la ciudad querían a los dos ángeles que visitaron a Lot en Génesis 19:1. Esta petición era para conocerlos según la lujuria de la carne, en vez de en las bendiciones de la unión sexual, como Dios proveyó para un hombre y una mujer casados de acuerdo al plan divino de Dios (Primera de Corintios 6:16, Efesios 5:31). Note que la Biblia Nueva Versión Internacional en inglés dice: "podamos tener sexo con ellos," y la Biblia Nueva Versión Estándar Americana dice: "podamos tener relaciones con ellos." De manera semejante, Sodoma, Gomorra y los pueblos circundantes, se entregaron a la inmoralidad sexual y a la perversión.

  • Si un hombre yaciere con una mujer que fuere sierva desposada con alguno…" (Levítico 19:20). Esto también es traducido "yaciere carnalmente" en las versiones de la Biblia en inglés Nueva Versión King James (NKJV) y Biblia Nueva Versión Estándar Americana (NASB). "Yacer" aquí quiere decir según la lujuria de la carne.

  • "De manera que yo, hermanos, no pude hablaros como a espirituales, sino como a carnales, como niños en Cristo" (Primera de Corintios 3:1). "Carnales" es traducido en la Biblia Nueva Versión Estándar Americana como "hombres de carne que viven como simples hombres (sin el poder y consejo de Dios obrando en sus vidas)." La Nueva Versión King James traduce carnal como "carnal, como bebés en Cristo."

  • "Así que, amados, puesto que tenemos tales promesas, limpiémonos de toda contaminación de carne y de espíritu, perfeccionando la santidad en el temor de Dios" (Segunda de Corintios 7:1). Al utilizar la frase "contaminación de cuerpo y espíritu," Pablo le está pidiendo a los corintios que crezcan y que no vivan como cristianos carnales. Les pidió que se purificaran/limpiaran de toda corrupción y cosas que contaminan la carne y el espíritu, y por lo tanto, atrofian nuestro crecimiento espiritual.

  • "Amados, yo os ruego como a extranjeros y peregrinos, que os abstengáis de los deseos carnales que batallan contra el alma" (Primera de Pedro 2:11). "Deseos carnales" es traducido como "lujuria carnal" en la Biblia Nueva Versión Estándar Americana. Los deseos pecaminosos y la lujuria carnal niegan la obra espiritual del Espíritu Santo en nuestras almas.

  • En Segunda de Corintios 11:18, Pablo mostró su humanidad y comenzó a gloriarse en la carne. Luego se disculpa (v. 21) y se defiende por el resto del capítulo. En Segunda de Corintios 12:1, dice que fue necesario gloriarse aquí para captar la atención de ellos, pero que no era provechoso. El trabajo realizado en la carne (carnalmente) nunca es provechoso, pero Dios lo puede utilizar (ver Romanos 8:28).

  • Pablo les explicó: "Pues aunque andamos en la carne, no militamos según la carne (Segunda de Corintios 10:3, RV)." Un cristiano carnal procurará librar la batalla por sí mismo. Dios nos dice que la batalla no es nuestra (Segunda de Crónicas 10:15). La batalla le pertenece al Señor como en Segunda de Crónicas 20:15. Las armas de nuestra milicia no son del mundo, ni de la carne (carnales), sino poderosas en Dios para la destrucción de fortalezas (Segunda de Corintios 10:4).

  • Gálatas 5:13-16 dice: "Porque vosotros, hermanos, a libertad fuisteis llamados. Solamente que no uséis la libertad como ocasión para la carne, sino servíos por amor los unos a los otros. Porque toda la ley en esta sola palabra se cumple: 'Amarás a tu prójimo como a ti mismo.' Pero si os mordéis y os coméis los unos a los otros, mirad que también no os consumáis unos a otros. Digo, pues: Andad en el Espíritu, y no satisfagáis los deseos de la carne. Porque el deseo de la carne es contra el Espíritu; y el del Espíritu es contra la carne; y estos se oponen entre sí, para que no hagáis lo que quisiereis. Pero si sois guiados por el Espíritu, no estáis bajo la ley. Y manifiestas son las obras de la carne, que son: adulterio, fornicación, inmundicia, lascivia, idolatría, hechicerías, enemistades, pleitos, celos, iras, contiendas, disensiones, herejías, envidias, homicidios, borracheras, y cosas semejantes a estas. Acerca de las cuales os amonesto, como ya os lo he dicho antes, que los que practican tales cosas no heredarán el reino de Dios. Más el fruto del Espíritu es amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad, fe, mansedumbre, templanza. Contra tales cosas no hay ley. Pero los que son de Cristo han crucificado la carne con sus pasiones y deseos. Si vivimos por el Espíritu, andemos también por el Espíritu. No nos hagamos vanagloriosos, irritándonos unos a otros, envidiándonos unos a otros."

    La "naturaleza pecaminosa" utilizada aquí es la misma palabra griega sarkikos y en algunas traducciones es traducida como carnal. Estamos llamados a libertad, pero no debemos utilizar esa libertad como una oportunidad para actuar carnalmente—en la carne. En el versículo 16, se nos manda a andar por el Espíritu y a no satisfacer nuestros deseos carnales.

  • Romanos 8:5-9 dice: "Porque los que son de la carne piensan en las cosas de la carne, pero los que son del Espíritu, en las cosas del Espíritu. Porque el ocuparse de la carne es muerte, pero el ocuparse del Espíritu es vida y paz. Por cuanto los designios de la carne son enemistad contra Dios; porque no se sujetan a la ley de Dios, ni tampoco pueden. Y los que viven según la carne no pueden agradar a Dios. Más vosotros no vivís según la carne, sino según el espíritu, si es que el Espíritu de Dios mora en vosotros. Y si alguno no tiene el Espíritu de Cristo, no es de Él."
1 Vines Complete Expository Dictionary

Este artículo también está disponible en inglés.

Cristiano Carnal - ¡Aprenda Más!


¿Te gusta esta información? Puedes ayudarnos a compartirla con otros usando los botones que verás a continuación.


Compártenos:    Síguenos:  |  ¿Qué es esto?





Siguiendo a Jesús Inicio | Acerca de Nosotros | FAQ | Mapa del Sitio
Derechos de Autor © 2002 - 2014 AllAboutFollowingJesus.org, Todos los Derechos Reservados.